Corte rechaza parte de Ley de Inmigración de Arizona

La Corte determina que no es delito no portar documentos, solicitar trabajo aunque esté indocumentado y que no se puede arrestar a nadie sólo por sospechar que es indocumentado.

La Corte Suprema de Justicia de Estados Unidos rechazó este lunes 25 de junio en una votación de 5-3 una parte de la Ley de Inmigración, dándole una victoria parcial al gobierno de Obama.

Con la decisión de la Corte, las secciones 3, 5 y 6 de la ley, son rechazadas, lo cual siginifica que Arizona no puede hacer una falta punible la no portación de identificación que determine su estatus legal en Estados Unidos, no puede criminalizar el hecho que los inmigrantes indocumentados postulen para un trabajo y no puede arrestar a nadie basado solamente en la sospecha de que una persona está ilegalmente en el país.

Pero otra sección, la 2-b, que establece que a una persona que ha sido arrestada por cualquier razón se le puede exigir, dentro de lo razonable, documentos que comprueben su estatus legal en el país, fue aceptada. No obstante, la Corte dijo que esta medida también puede estar sujeta a posteriores litigios.

La decisión acepta así la previsión conocida como “muestra tus papeles”, pero le quita los dientes al prohibirle a la policía que arreste a una persona por cargos menores de inmigración.

Desde el National Immigration Forum, su directora de comunicación, Katherine Vargas, comentó a la Voz de América que “aunque el corazón de la Ley de Inmigración de Arizona sigue vigente, la batalla no está perdida”.

En su opinión, las secciones no aprobadas (3, 5 y 6) no tenían sentido: “Estados Unidos es un país muy diverso, en el que no puedes sospechar de alguien sólo por la manera en que luce. No es algo consistente con los conceptos de igualdad de este país”.

Vargas señaló que la importancia de esta resolución se medirá en función del impacto posterior, y que la “criminalización de indocumentados” se producirá en función de lo que suceda también en otros Estados.

“Este es un momento de empoderamiento para la comunidad latina, cuya única manera de influir en estas leyes es a través del voto por candidatos que apoyen leyes migratorias justas. No queremos sólo palabras bonitas, sino una reforma migratoria integral y federal, que no dé todo el poder a los Estados”, explicó.

La ley SB1070 de Arizona había sido promulgada por la gobernadora republicana Jan Brewer en abril de 2010 con la férrea oposición de grupos pro inmigrantes.

El magistrado Anthony Kennedy escribió la opinión de la Corte, la cual fue unánime en permitir la revisión de documentos. Pero la Corte votó dividida al rechazar las porciones de la ley descritas arriba.

Por su parte Jack Martin, el director de Proyectos Especiales de la Federation for American Inmigration Reform (FAIR), da la bienvenida a la decisión y cree que las partes que han sido retificadas unánimemente son las realmente centrales.

Además, Martin cree que esta ley tiene repercusiones con respecto a las leyes que puedan aprobar otras legislaturas estatales. “Otros estados han esperado a la decisión de la Corte Suprema para aprobar una ley similar, nosotros creemos que es bastante claro que ahora lo harán”, ha considerado Martins.

Con respecto a la batalla política entre la Casa Blanca y el gobierno de Arizona que se esconde detrás de esta batalla judicial, Martins cree que “esta decisión de la Corte Suprema es una afirmación de los derechos estatales garantizados por la enmienda décima de la constitución que reserva a los estados algunos poderes importantes”.

 

VOA

Posted by on Jun 25 2012. Filed under Featured, Mundo. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. Both comments and pings are currently closed.

Comments are closed

Photo Gallery

Grow your business. Try RingCentral00 ad code [Inner pages]
Log in | Powered by EzyMedia™