Siria: seis muertos en protestas

El máximo órgano de la ONU pide el cese inmediato de la represión contra las protestas populares en ese país.

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas condenó este miércoles al régimen sirio por la brutalidad con que han sido reprimidas las protestas civiles que piden el fin del gobierno del presidente Bashar al-Assad.

Luego de semanas de deliberaciones y de desacuerdos entre los 15 países miembros del Consejo, la declaración se manifiesta contra “las violaciones generalizadas de los derechos humanos y el uso de la fuerza contra los civiles por parte de las autoridades sirias”.

El presidente de turno del organismo, el embajador de la India, Hardeep Singh Puri, leyó el documento que pide “el cese inmediato de toda la violencia” e insta “a todas las partes a que actúen con la máxima moderación”.

La única voz discordante dentro del Consejo fue la del representante de El Líbano, miembro no permanente, quien declaró que su país, un tradicional aliado de Damasco, se desvincula de la declaración, aunque dijo lamentar “profundamente la muerte de inocentes” en Siria.

Se trata de la primera acción del Consejo respecto a la represión en Siria después de que Rusia y China amenazaron con vetar cualquier resolución formal sobre el asunto.

El documento lamenta “la falta de progresos” en cuanto a los “compromisos de reformas anunciados por las autoridades sirias” y subraya que “los responsables de la violencia deberán rendir cuentas” de sus actos.

El máximo órgano de la ONU destacó que “la única solución a la actual crisis en Siria es un proceso político interno sin exclusiones con el objetivo de responder efectivamente a las aspiraciones legítimas y las preocupaciones de la población”.

También demandó al gobierno sirio “aliviar la situación humanitaria en las zonas en crisis deteniendo el uso de la fuerza contra las ciudades afectadas y permitiendo el acceso rápido y sin trabas de las agencias y los trabajadores humanitarios internacionales”.

Centenares de tanques del ejército sirio volvieron a atacar a manifestantes este miércoles en varias ciudades del país, escenarios de sangrientas protestas antigubernamentales, y la situación se tornó particularmente crítica en Hama.

La ciudad rebelde de Hama, a unos 200 kilómetros al norte de Damasco, ha sido en las últimas semanas escenario de incesantes manifestaciones populares violentamente reprimidas por el ejército y las fuerzas de seguridad, que el pasado domingo lanzaron una vasta ofensiva en la que ya han muerto más de un centenar de manifestantes.

VOA

Posted by on Aug 4 2011. Filed under Featured, Mundo. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. Both comments and pings are currently closed.

Comments are closed

Photo Gallery

Grow your business. Try RingCentral00 ad code [Inner pages]
Log in | Powered by EzyMedia™